H., 48 años, de Argentina. 17/3/2011

Asunto: Pedido de su entendimiento

Padre, el que peca es esclavo del pecado, el esclavo no permanece para siempre en la casa. Que nos dice el Señor, que si no creemos en él no estaremos eternamente en la casa de los cielos, y si 
creemos en él, y morimos sin una buena confesión arrepentidos de los pecados cometidos.

¿Qué nos espera en la casa celestial, seremos también esclavos y despedidos? Gracias desde ya por su respuesta, y su orientación.

Respuesta de: Dr. Joan Antoni Mateo. 19/3/2011

Es evidente en la Sagrada Escritura que la suerte que le espera al pecador que no se ha arrepentido antes de la muerte, es la condenación eterna.

 

Consulta anterior ........................ Consulta siguiente